viernes, octubre 20, 2017
Home > Notas de Interes > La solución italiana para reciclar el café también limpia el agua de plomo y mercurio

La solución italiana para reciclar el café también limpia el agua de plomo y mercurio

Un filtro hecho con polvo del café usado y silicona demostró su capacidad para purificarla y eliminar la presencia del plomo y mercurio.

Cada día en el mundo se toma mucho café. Se toma por costumbre, por gusto, por estrés, por descanso o porque apetece. Solo en Estados Unidos, se consumen al año unos 3,327 millones de libras de café. En el mundo, este consumo sobrepasa las 20,000 millones de libras.

Científicos italianos, amantes de este brebaje, descubrieron que además del placer que da a miles el sorber el líquido de una taza (y de todos los beneficios médicos que a este se relacionan) hay una nueva aplicación que podría sacársele al café para salvar el mundo.

Su propuesta ingeniosa consiste en reciclar parte del material del café que es descartado durante su producción y preparación para usarlo de material prima para crear filtros de agua.

Hasta ahora el desecho de café, es polvo negro que queda húmedo tras preparar un taza, es utilizado típicamente como fertilizante o abono. Cuando no se reutiliza para nada, como es lo normal, este material requiere mucho oxígeno para descomponerse y emite su buena cantidad de dióxido de carbono cuando lo hace. Son miles de millones de libras cada año.

http://picasion.com/

“El café ya usado es comúnmente usado como fertilizante, relleno en alimentos para animales o en la producción de biocombustibles. Como desecho, su alta demanda de oxígeno durante su descomposición y la posible producción de algunas sustancias orgánicas hacen que su descarte resulte un poco problemático”, explica a Univision Despina Fragouli, líder del equipo de científicos del Istituto Italiano di Tecnologia.


En el laboratorio de nanofísica de este instituto, Fragouli y sus compañeros se propusieron “convertir este desecho en un recurso útil podría alivianar el problema que presenta su descarte”. Así, ellos crearon una espuma hecha en un 60% con polvo de café adherido a una estructura de resina de silicona llamada bioelastómero.

En su publicación, los científicos describen cómo ese filtro es capaz de remover al menos dos metales pesados del agua precisamente porque el café contiene moléculas cargadas que atraen y retienen los iones de estos metales pesados.

Se trata del plomo (Pb 2+) y mercurio (Hg 2+), altamente tóxicos para las personas y pueden generar desde padecimientos menores hasta la muerte. Estas sustancias suelen diluirse en las aguas que consumimos con más facilidad de la que somos conscientes debido a procesos industriales en los alrededores de las cañerías o al mal mantenimiento de las tuberías (como en el caso de lo sucedido en Flint). Los escurridos provenientes de rellenos sanitarios y los fertilizantes de la agricultura también contribuyen, así como la erosión de sus depósitos naturales.

El resultado fue mejor de lo esperado. Durante el análisis, los italianos comprobaron que al aplicar el filtro en agua contaminada que no está en movimiento (que está estancada o quieta) un filtro de café con esta espuma de bioelastómero remueve hasta el 99% del plomo y mercurio.

Incluso si el agua está en movimiento o corre a través del filtro de café reciclado, este atrapa el 67% de los metales, un poco menos que la opción anterior pero en mucho menos tiempo, detallan los investigadores.

Aunque ya se ha incursionado en otros métodos para limpiar el agua de estos compuestos nocivos -incluso algunos utilizando café- los investigadores aseguran que la recolección del café luego del proceso de limpieza resulta dificultoso en estos; y además requiere procesos posteriores como centrifugación y filtrado de las partículas segregadas. En cambio su nueva creación permite un filtrado mucho más eficiente.

“Demostramos un proceso simple y que es capaz de ser replicado a gran escala para utilizar el café usado para el beneficio del medio ambiente”, celebra la líder del equipo.

Y añade, “Se producen millones de toneladas de café usado cada año. Ya que el café no es el mejor fertilizante ni alimento para animales, pensamos que nuestra alternativa podría eventualmente atenuar el problema de este desecho y a la vez, contribuir significativamente a remover contaminantes del agua con un proceso simple y muy económico”, concluyó Fragouli.

 

Por: Mónica Isola Wiesner | www.univision.com

Yo amo el café de Colombia
Yo amo el café de Colombia
PORTAL DE PRINCIPALES NOTICIAS CAFETERAS
http://www.yoamoelcafedecolombia.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *